La inmensa misericordia y bondad de Dios

Salmos 103:8

“Misericordioso y clemente es Yahveh; Lento para la ira, y grande en misericordia.”

¿Cómo podemos negar la mayor esencia de Dios, que es su amor? Por mucho que los hombres quieran presentar en el Antiguo Testamento un Dios despiadado, cruel y vengativo, la Biblia está llena de acciones de misericordia y piedad de ese Dios en nombre de todos los que se acercan a Él con el corazón roto, sean o no su pueblo.

El salmista hace una declaración de tal intensidad que las palabras se suceden para describir la magnitud del amor de Dios, mostrando lo difícil que es nombrar y definir a Dios con palabras; note la secuencia de expresiones que se usan en esta descripción: misericordioso, clemente, grande en bondad.

Sólo un corazón conectado con Dios es capaz de sentir y vivir esta verdad; mientras el hombre esté lejos de Su presencia, Sus palabras y Su verdad, continuará percibiendo un Dios diferente al que presenta la Biblia.

0 0 vote
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments