No hay carencias en Dios

 

Salmos 23. 1

“Yahweh  es mi pastor; nada me faltará” 

Una de las promesas más hermosas que a la luz de las Escrituras podemos encontrar, es la plasmada en los pasajes iníciales del Salmo. Sin embargo, te has detenido a pensar en el significado completo de esa frase: “Nada me faltará”. ¿No me faltará qué?

En primer lugar, “Nada me faltará” definitivamente quiere decir que no tienes que preocuparte por la comida, la vivienda, y el vestido, ya que Dios ha prometido repetidamente que suplirá para esas necesidades.

En segundo lugar, al reflexionar en el salmo, me pregunto si “Nada me faltará” también significa que no me faltará otro pastor. No me faltará otro maestro. El experto cuidado del Maestro Yahshua es todo lo que necesito.

Aunque la vida no es perfecta, Él nunca me ha fallado. Siempre que lo he buscado, lo he encontrado en todo lo que necesito. El Señor es mi Pastor y “no me faltará” otro pastor. ¿No es eso cierto?”

En tercer lugar, “Nada me faltará” también es una declaración acerca del dominio propio. Piensa en todo el dolor y el empeoramiento en la vida causados por querer lo que no tenemos. “Me hace falta esto” y “Me hace falta ir allá” y “Me hace falta hacer eso”.

 Deja que el aire fresco de la Palabra de Dios sople por todo tu corazón. “Nada me faltará” significa que no careces de nada. Tengo a Dios, Él es todo lo que necesito. Y cuando necesite algo más, lo encontraré en Él.

 

Leave a Reply

avatar
  Subscribe  
Notify of